• Booking

¡Que es una Lectura de Registros Akáshicos desde el amor?

La Lectura Terapéutica de los Registros Akáshicos es una herramienta de gran valor
que brinda la oportunidad de liberación de aquello ya superado y facilita la creación de lo nuevo.

Un espacio donde comprender y resignificar aquello que nos ocurre,
donde crear nuevos caminos y nuevas opciones.

Desde la información que amorosamente se brinda desde la Conciencia Akáshica se busca crear una nueva mirada a nuestros vínculos, a lo que creemos de nosotros mismos, a nuestras limitaciones, al modo en que nos desenvolvemos en lo cotidiano, así como a la percepción de Si Mismo, como un Ser que existe en más de una dimensión y el reconocimiento de experiencias vividas en otras existencias, colabora a la integración en lo cotidiano del propósito codificado en el alma.

¿Qué son los Registros Akáshicos?

Los Registros Akáshicos son el famoso Libro de la Vida de la que se habla en los textos sagrados.
Es el gran Archivo Universal que contiene toda la información del proceso de evolución de la humanidad. Con esto estamos haciendo referencia a nuestras experiencias en vidas pasadas, las correspondientes a nuestra actual encarnación, y las potencialidades futuras.
Podemos encontrar esta información al acceder al interior del Alma.Llamamos Alma a la esencia misma que nos representa: esa parte que es, en realidad, nuestro Todo.
Podemos encarnar una y otra vez, llevar diferentes cuerpos y condiciones terrenales… pero la esencia (el alma) sigue siendo ese “núcleo” que somos.

Volviendo a los Registros Akáshicos, ya sea que los veamos como esa Gran Biblioteca Universal o como ese Gran Libro Interno que mora en nosotros mismos , ellos contienen toda la información y el proceso de aprendizaje que estamos encarando. Se accede a ellos a través de una Oración Sagrada de apertura.
Al hacerlo, nos conectamos directamente con nuestros Guías Espirituales, que transmiten en forma clara, ordenada y pausada la información y guía más conveniente para nuestro crecimiento.
Al finalizar la consulta, volvemos a “cerrar” los Registros Akáshicos a través de otra Oración Sagrada de conclusión. Esta información recibida a través de los Registros del Alma se brinda a través del pedido claro y específico del consultante.

¿Qué quiere decir esto?
Que la persona ha de ir haciendo las preguntas que necesite y requiera esclarecer para poder recibir la información al respecto. La respuesta viene en base a la pregunta hecha a los Registros.
Una consulta a los Registros es como un Reportaje al Alma, un reportaje al más alto aspecto que somos.

¿Para qué se hace una Lectura de Registros Akáshicos?

Una Lectura de Registros permite conocer el origen de situaciones repetitivas, adicciones, traumas o situaciones dolorosas que no hemos podido llegar a comprender o elaborar.
También brinda información sobre situaciones vinculares, relación con otros, dificultades laborales o económicas, etc . Podemos acceder a conocer nuestra misión, tarea primordial, karma a trascender, potencial a desarrollar.
La información puede incluir la orientación necesaria para ver cómo resolver conflictos y/o salir de mecanismos dolorosos para trascender los aprendizajes de aquello que hemos venido a incorporar.
Claro está que el aprendizaje puede ser liviano y acompasado: la información brindada por los Registros no nos evade del aprendizaje, sino que nos permite ver que hay formas más suaves y amorosas de incorporar aquello que necesitamos ver, aprender y elegir.

¿Qué otras cosas ocurren durante una Lectura de Registros Akáshicos?

En forma natural se produce una profunda limpieza y armonización energética del consultante.
La persona se relaja y se encuentra, muchas veces, con preguntas que “no tenía tan presentes” antes de acudir a la consulta. La visión se amplía. Más allá de las respuestas que el consultante “oye” a través del lector de registros (que canaliza la información recibida a través de los Guías Espirituales del consultante), la persona comienza a sentir y registrar la coherencia de lo que va recibiendo.
El consultante “entiende” a un nivel mayor, nuevo y claro, lo que está recibiendo.
La sensación es similar a la de un encuentro con una Verdad que ya estaba y que, en el momento de la consulta, despierta o se manifiesta con clara intensidad. No quedan dudas

¿Qué puede hacer para disfrutar más este maravilloso encuentro con el Akasha?

Se sugiere hacer una lista de preguntas para realizar a sus Guías del Alma.
Y, si desea, puede grabar para poder volver a escuchar la información recibida tantas veces quiera.
Hay quienes optan por anotar aquellas frases o respuestas que más le impactan.
Y hay quienes no quieren ni grabar, ni anotar… y tan solo se relajan para recibir.
¡Puede optar por la forma que más lo conforta!

¿Qué significa “Sanación del Akasha”?

Durante la consulta, tal como hemos mencionado, se produce una profunda limpieza energética del consultante. Ese proceso de liberación y re alineación se denomina Sanación Akáshica.
No hay nada “que se haga” para ello, tan solo ocurre mientras la sesión transcurre y las preguntas y respuestas van fluyendo y teniendo lugar.

¿Cuánto dura una sesión?

La consulta tiene una duración aproximada de 1 hora.

¿Puedo preguntar por otras personas en mi consulta?

Puede preguntar por otros si es que la pregunta está relacionada con algo que le está ocurriendo a usted, y lo pregunta desde usted y su necesidad de comprender algo en sí mismo.
Es decir: no puede preguntar por Juan Pérez (así porque sí), pero sí podemos preguntar
¿por qué discuto tanto con Juan Pérez?
¿qué venimos a aprender Juan Pérez?
¿conozco a Juan Pérez de otra vida (pues siento que lo amo profundamente)?, etc.
Puedo preguntar por otra persona si esa persona está generando un efecto en mí que necesito comprender y, por ende, profundizar. La pregunta debe estar asentada en tratar de comprender y, en consecuencia, mejorar algo en usted mismo.

¿Una Lectura de Registros es predictiva? ¿Es una mancia?

Definitivamente no. Una Lectura de Registros Akáshicos siempre es una herramienta de crecimiento interno y personal. No debe ser vista como una herramienta para “saber qué me va a pasar”.
Si así fuera, solo se calmaría la ansiedad absolutamente externa y desconectada con lo trascendente y lo que nos empodera con nuestra vida. ¡Somos creadores de lo que nos acontece!

Lic Jaquelina Gatto

Terapeuta Holística – Licenciada en Psicología
– Lectora de Registros Akashicos- Sanadora Cósmica

 jkgatto@hotmail.com

Comentarios cerrados.