Posts Tagged

celebraciones

#8M Día Internacional De La Mujer
  • 8 marzo, 2019

Agradecimiento eterno para las mujeres que pelearon por los derechos que disfrutamos hoy.
Veneramos a quienes nos antecedieron, abriendo caminos de libertad.

Read More

2 de Febrero:  Imbolic y dia de Santa Brigida o Brigid
  • 1 febrero, 2019

2 de Febrero, Imbolic: una de las principales fiestas del calendario celta irlandés.
Read More

Que se cumplan Vuestros deseos!
  • 24 diciembre, 2018

 

“Pues no, no te voy a desear  Feliz Navidad ni Feliz Año nuevo…
Yo te deseo coraje para decir basta, te deseo que olvides a quien se olvidó de ti, te deseo que puedas cerrar puertas y abrir ventanas. Read More

Martes 13, Viernes 13 ¿mala suerte?
  • 12 noviembre, 2018

Crees que los días Martes o Viernes 13 traen mala suerte?

El Trece, un número tabú

La razón por la cual el número 13 porta mala fama podemos encontrarla ya en la Biblia: el fin del mundo, cuando llega el anticristo comienza por el capítulo 13 del Apocalipsis. En la última Cena había 13 comensales, 12 apóstoles y Jesús, el resultado fue una traición, una tragedia.

En confines totalmente distantes, en Escandinavia, también existe una tradición parecida: según la antigua mitología, el dios Baldur fue muerto de un flechazo mientras los 12 grandes Dioses se hallaban sentados a la mesa. Él estaba invitado a la cena y no pudo llegar.

Otros creen que la destrucción de la Torre de Babel se produjo un día martes 13, y, por eso, a esa combinación también se la asocia con todo tipo de destrucción.

En el Tarot

La mala fama del 13 puede también tener que ver con la carta del Tarot que lleva ese valor, el arcano “sin nombre” (no lo lleva escrito como todas las demás), es la carta de la muerte y corresponde al primer número después de la finalización de un ciclo (12), y, se relaciona con un nuevo inicio (nacimiento, muerte, regeneración) pasando, previamente por la disolución.

La idea que este arcano expresa es la de la destrucción, precediendo o siguiendo a la regeneración. En la imagen de la carta, un esqueleto sesga las cabezas en un campo, del cual surgen por todas partes pies y manos de hombres, a medida que el esqueleto prosigue su obra. La creación exige una destrucción previa.

La Muerte es un arcano de metamorfosis, de transmutación, de rito de paso, pues el hombre debe morir para renacer purificado. Pero el carácter de la carta es ambivalente ya que por una parte puede ser la introductora al mundo soñado del Paraíso, pero también puede serlo al temido Infierno. Eso es lo que simbolizan la carta de la muerte y el número 13 para el Tarot.

Martes 13

Para la Numerología

El 13 es también un número de cambio y transformación, que expone a alteraciones contundentes en el ritmo de vida para propiciar una evolución interior.

En los Estados Unidos, el miedo infundado en relación al 13 es tan fuerte que algunos edificios dejan de usar ese número en la secuencia de sus pisos, saltando del 12 al 14; existen hasta personas que no trabajan ese día, lo que, según el numerólogo americano Lloyd Strayhorn, representa un perjuicio de 700 millones de dólares anuales.

Strayhorn apunta a varias coincidencias relacionando su país con el misterioso número: los Estados Unidos comenzó con 13 colonias. Por esa razón, su primera bandera presentaba 13 estrellas y rayas; su declaración de Independencia fue firmada por 13 personas en Locust Street nº 1.300; La piedra fundamental de la primera Casa Blanca fue puesta un 13 de octubre.

El 13 parece ser una obsesión nacional. Sólo en el billete de un dólar es posible destacar:
un escudo con 13 rayas; 13 estrellas sobre la cabeza del águila; 13 plumas en cada una de sus alas; 13 flechas en una de sus garras; 13 hojas y 13 bayas en el ramo de olivo de la otra garra; 13 letras en la banda que sostiene en su pico (“Et Pluribus Unum”); 13 escalones en la pirámide estampada en la otra cara del billete.

El mal comprendido número no impidió que Estados Unidos disfrutara de la carga positiva emanada por ese número reducido (1+3 = 4) convirtiéndose en sinónimo de trabajo, estabilidad y poder.

Los Calendarios

Martes 13

Doce son los signos del zodíaco por los que transita el Sol en un año y 13 los que transita la Luna. Los antiguos calendarios eran lunares, según los cuales se rigen las festividades judías, cristianas y musulmanas.

El número 13 está asociado con el ciclo lunar, femenino, que en nuestra cultura patriarcal es temido.
En el calendario lunar anual, en el último mes, el 13avo es cuando se produce la muerte del Sol, el solsticio de invierno. En culturas que defienden la idea de un proceso cíclico de vida en el que continuamente se nace y se muere, no supone ningún problema que el sol muera, pues en los días subsiguientes volverá a renacer.

Sin embargo, en las culturas patriarcales, en las que se tiene un concepto lineal del tiempo, defendiendo la idea de que existen un principio y un final definitivo, ese final puede vivirse de una forma más terrible. Además, en esas culturas patriarcales que anteponen el principio de un Sol “constante” a la existencia de una Luna más variable, la “muerte” aparente del eje central de sus vidas supondría una catástrofe.

Con la introducción del calendario solar, el número doce se convierte en sagrado, mientras que el 13 es maldito, al igual que suele ocurrir con todos los valores religiosos de las culturas ancestrales puesto que la forma más eficaz de desprestigiar esos valores consiste en equipararlos a la desgracia.Desde entonces la Luna, la noche y el número 13 conforman un grupo de símbolos marginados y a menudo inconscientes, mientras que la tríada masculina está formada por el Sol, el día y el número 12.

Lo propio sucede con el día viernes. Ese día está consagrado a la diosa Venus, la diosa del amor y del placer, aquella que representa la femineidad libre y lujuriosa. “Venus es alegre, gozosa, risueña, de buena apariencia, acicalada, limpia, hermosa, ama las fiestas, alegrías, cantares, el comer, el beber y los placeres”.

Seguramente el viernes 13, que era considerado hace mucho tiempo un día alegre y de fiesta, pasó a adquirir su mala fama con las culturas solares.

En cambio, el Martes, es el día consagrado al planeta Marte, el dios mitológico de la guerra, la destrucción y la violencia, de acuerdo a la astrología, está asociado con todo tipo de desgracias.

“Marte, el maléfico menor, es un planeta de maldad natural.Es gastador, malvado, cruel, ama matar y las matanzas, las peleas, los pleitos y las discusiones. Es el planeta rojo, de la sangre, de la infortuna rápida, el que se ensaña pronto con crueldad y el que no se controla cuando se enoja”.

Debido a la naturaleza impetuosa y agresiva de Marte, el día Martes era considerado un día apto para luchar o competir, para emprender cualquier actividad en la que sea necesaria energía y valor, como por ejemplo, cualquier clase de lucha o competencia, o también una situación en la que se sea necesario acción, determinación o arrojo, también para hacer actividad física, pero no tan bueno para comenzar una asociación o casarse porque tiende a los conflictos, tampoco para emprender viajes, debido al peligro, a los ladrones y accidentes.

Pero no hay porque preocuparse ni por el martes ni por el viernes 13, ya que todos los tabúes encierran un aspecto religioso, es por esa razón que debemos buscar su significado más profundo.

 

Patricia Kesselman
Astróloga y Formadora de Astrología y Tarot.
www.kesselman.com.ar

Halloween
  • 30 octubre, 2018

 

La palabra “Halloween” es una derivación escocesa
de la expresión anglosajona “All Hallows’ Even” o “All Hallows’ Eve”
y significa: Víspera de todos los Santos.
Su primera referencia data del siglo XVI.

Tradición Celta.

Halloween deriva de irlandés antiguo. Hace alusión a la festividad céltica conocida como Samhaín. Samen era la diosa Luna, por ello en la antigua Irlanda por esos días se promovían buenos deseos diciendo:

“Que las bendiciones de Samen (la Luna) y Bel (el Sol) estén contigo”.

Samhaín significa el final de la temporada de cosechas dando paso al Año nuevo celta donde comenzaba con la estación oscura.
Para los celtas, Samhaín era el momento del año que se situaba entre el otoño y el invierno. Simbolizando la muerte y la resurrección.
El Samhaín entonces se convertía en el periodo donde se hacía un conteo o balance de la agricultura y la ganadería, en el que se acopiaban alimentos para afrontar el invierno.

Ya desde un día antes de la llegada del año nuevo, a modo de festejo el 31 de octubre o sea la última noche del calendario anual, se encendían enormes hogueras en cada casa para atraer la luz espiritual (o Belenus) en protección a la posible amenaza de los espíritus de difuntos errantes.

Imagen relacionada

Los antiguos celtas creían que esa fecha, se abrían portales, acercando los dos mundos; el de los vivos y el de los muertos. Por eso, lanzaban en estas fogatas a modo de ofrenda los huesos de los animales utilizados en la conmemoración.
El Samhaín permite que los espíritus de los ancestros deambulen por el mundo físico y se acerquen a enseñar y proteger a su descendencia, ya que también este día pueden cruzar el portal espíritus malignos.

Por ello es que se acostumbraba a que a los espíritus de familiares se los homenajearan, y a los espíritus dañinos se los espantaba.
Es entonces que la Festividad del Samhaín o Fiesta de los muertos se impregna de magia mística y se va transformando de a poco en la Noche de brujas, dado que se les atribuye a los hechiceros la práctica puntual de la brujería en estos días beneficiándose del enlace entre los mundos y sus espíritus.
El uso de máscaras y trajes, obedecen a la necesidad de defenderse y ahuyentar a los espíritus malévolos.

Tradición romana.

El día 1 de noviembre en Roma se celebraba, el festival en honor a la Diosa menor Pomona, esta diosa se relacionaba con la abundancia la floración en los árboles frutales, los jardines floridos y las huertas. Pomona como era la diosa encargada de la floración de los árboles, estaba en directa oposición a los campos y las cosecha.
Pero la expansión romana sobre los imperios celtas hizo que la herencia romana y la celta se fueran fusionando de modo natural y con ello la ceremonia de Pomona con la de Samhaín.
Surgiendo así un agasajo que comienza los últimos días de octubre y se extiende en los primeros días de noviembre. Esta festividad conocida como la Fiesta de la cosecha, mezcla ambas celebraciones.

Tradición Cristiana.

En una época medieval donde dominaban los ritos de orden pagano el Papa Gregorio III en un intento de poner orden, trasladada del 13 de mayo al 1 de noviembre el Día de Todos los Santos. Mientras que el Papa Gregorio IV, constituyó la festividad como universal.
Es decir la Iglesia Católica cristianizó el Samhaín.
Por tal motivo el 1 de noviembre en el precepto cristiano se recuerda a aquellos Santos que no disponen de un día particular en el calendario litúrgico y además es el momento donde se los honra a todos los santos juntos y se recuerda a todos los difuntos ascendidos.

Otras tradiciones cercanas.

La Iglesia Luterana, la ortodoxa y la anglicana, esta celebración es el domingo que precedente al Pentecostés.

Tradición en américa latina.

Un puñado de ingleses en los primeros cruces de continentes lleva consigo esta festividad Norteamérica y Canadá. Pero la gran emigración de irlandeses de 1846 fue la que definitivamente inscribió esta celebración en el colectivo del continente.
En 1921 comenzó a celebrarse mediante un desfile de Halloween en Minnesota y luego fue adquiriendo masividad.

El Día de Todos los Santos o Día de todos los Muertos según sea el lugar poseen la misma esencia.
Como toda festividad implica el consumo de alimentos y bebidas. Las bebidas de tipo rituales se usan en algunos casos promoviendo las prácticas adivinatorias aprovechando la leve brecha que hay entre los mundos.

Una costumbre escocesa fue la de usar vestiduras blancas con máscaras o simplemente usaban los rostros pintados de color negro.
En Asturias la tradición es reunirse con los ancestros en banquetes en el cementerio.
También en España, es común ir a agasajar en las tumbas a los fallecidos y llevar flores; donde luego se saborea delicias típicas.

En Guatemala, México, Perú y Colombia se celebra el Día de Todos los Muertos o De los Fieles Difuntos, aquí, se suelen ofrendar flores, y se preparan los platos favoritos de los difuntos para agasajarlos.

Imagen relacionada

Halloween en la actualidad.

El culto céltico indoeuropeo puro se fusiono con las costumbres de américa latina.

Por ser una celebración extendida a lo largo de todo el mundo, actualmente es utilizada como divertimento por los más pequeños y es aquí donde toma su mayor protagonismo.

El deambular de niños por las casas del pueblo con disfraces pintorescos de estilo fantasmal recrean el pacto entre los mundos. Y un estratégico dulce obliga a un trato, que hace eximir a cualquier persona, su casa y todos sus habitantes, de un maleficio.
Este día está representado por símbolos indiscutibles, con los colores naranja, negro y morado, las hogueras, jack-o’-lantern y las calabazas, las historias de miedo, las películas de terror, el famoso truco o trato y las bromas de asustar.

Reflexión: Las tradiciones son valores, creencias y costumbres que acarrean los pueblos a lo largo de su historia. Aunque a algunos la tradición de Halloween no les resuene o se les haya perdido entre sus memorias, la tolerancia y el no juicio son valores a cultivar estos y cada día, aunque sea por pura conexión con la unidad. >>leer mas

 

Por Rosana Garcia Torrelles – luzaura.blogspot.com.ar

 

 

Celebración del Wesak : Sol en Tauro y Luna en Escorpio
  • 28 abril, 2018

Festival de Wesak: Cuando el sol está en Tauro y la Luna en Escorpio.
Día sagrado para millones de budistas de todo el mundo,
momento en la que se conmemora el nacimiento, iluminación y muerte de Siddharta Gautama Buda.

 

wesak

 

La Asamblea General, en su resolución 54/115 Documento PDF, de 1999, reconoce que el día del plenilunio del mes de mayo de cada año es el día más sagrado para los budistas, que conmemoran en esa fecha el nacimiento de Buda, su iluminación y su tránsito y considera que el reconocimiento internacional en la Sede de las Naciones Unidas y otras oficinas de las Naciones Unidas constituiría un homenaje a la contribución que el budismo, una de las religiones más antiguas del mundo, ha aportado durante más de dos milenios y medio y continúa aportando a la espiritualidad de la humanidad.

El Día de Vesak se conmemora anualmente en la Sede de las Naciones Unidas y otras oficinas de las Naciones Unidas, en consulta con las oficinas pertinentes de las Naciones Unidas y con las misiones permanentes que también deseen ser consultadas.

 

Wesak

 

El día del Buda (Wesak)
El Buda, el hombre que encontró el camino

 

Todos los seres humanos son capaces de evolucionar hasta convertirse en budas. Sin embargo, fue un hombre que alcanzó la iluminación a solas quien abrió el camino para que el resto de la humanidad pudiera seguirlo. Para ser más precisos, debemos decir que el camino fue reabierto, ya que, de forma tradicional, se dice que ya habían existido otros budas, es decir, muchos otros pioneros en el sendero que conduce a la “evolución superior”.
Cuando hablamos del Buda nos referimos a Siddhartha Gotama, quien descubrió el sendero una noche de luna llena del mes lunar de abril-mayo en el año 542 antes de la era común (AEC).

Él solía explicar su hallazgo de la siguiente manera: “Imaginad a un hombre que al andar por unos bosques salvajes encuentra un camino muy antiguo, un sendero muy viejo por el que han viajado muchas personas en la antigüedad y, entonces, él decide seguirlo.
Al hacerlo descubre una ciudad ancestral, una antigua capital real donde vivió mucha gente, con parques, arboledas y lagos.
La ciudad se encuentra cercada pero su hermosura es evidente.
Del mismo modo, he encontrado un antiguo sendero a través del que han viajado los seres iluminados de antaño”.

El Wesak, día de fiesta

Para conmemorar este importante descubrimiento hay un día muy especial de celebración en el calendario; Vaishakha Purnima, que es el día de luna llena del mes indio vaishakha.
En pali, vaishakha es vesakha, que en singalés se traduce como “Wesak” y éste es el nombre que recibe el festival budista más importante.

En Wesak los budistas celebran lo que consideran el mayor evento de la historia, la ocasión en que un ser alcanzó la iluminación por primera vez.
Se conmemora el día en que Siddhartha Gotama finalmente logró liberarse de todos sus condicionamientos y de sus limitaciones humanas para ponerse a la par con la realidad, transformándose en la personificación viva de la verdad y convirtiéndose en un buda.

Un día triplemente sagrado

Puede resultar sorprendente, por lo tanto, que en ocasiones haya cierta confusión sobre lo que se celebra en Wesak. Todas las veces que me invitaron a participar en una celebración de Wesak en la India, ya fuese como conferenciante o con cualquier otra función, se me pedía “que honrase con mi presencia” (muestra del estilo de cortesía india en estas cuestiones) el “día triplemente sagrado”.

¿A qué se referían con “triplemente”?

Existe una razón para tal designación.
Según algunas fuentes, el Vaishakha Purnima no es el aniversario de un único evento sino de tres: el nacimiento del Buda, su iluminación y su deceso o parinirvana. Se supone que todos estos eventos ocurrieron el mismo día, en años diferentes, por supuesto, pero por una coincidencia extraordinaria en el mismo día de luna llena. Tenemos que añadir que esta tradición del “triplemente sagrado” Vaishakha Purnima forma parte de una tradición algo más reciente que se originó en Sri Lanka y que se extendió a otros países theravadines.
En el resto del mundo budista, es decir, en los países budistas mahayanistas, las celebraciones del nacimiento del Buda y de su parinirvana se realizan en días diferentes. Esto es ciertamente lo más tradicional y lo más lógico.

Diferentes maneras de celebrar la iluminación del Buda

Al tener ideas diferentes de lo que se celebra en Wesak además de la iluminación del Buda, los budistas de diversas partes del mundo han establecido sus propias tradiciones nacionales para señalar el evento. En Sri Lanka y Birmania la gente enciende velas y las ofrece como veneración a la memoria del Buda.
En el Tíbet lo que encienden son lámparas de mantequilla, haciendo hincapié en que debe ser un determinado número de lámparas (ciento ocho o mil ocho).

En muchos países budistas la gente canta y recita versos en honor del Buda, en ocasiones durante horas e, incluso, todo el día y toda la noche.
En otros lugares se organizan conferencias y discusiones, y, claro está, hay quienes lo celebran meditando.
En un nivel social se festeja dando de comer a los monjes.
En algunos países budistas ésta es una tradición popular que se lleva a cabo en ocasiones festivas.
Lo que hacen es juntar al mayor número de monjes posible, que se sientan en el suelo formando filas y, entonces, pasan los feligreses ofreciéndoles comida.

En un sentido tradicional, se supone que los monjes cuentan con un gran apetito.
En algunos círculos budistas se cree que el mérito que se gana por alimentar a un monje está directamente relacionado con la cantidad de comida que éste ingiere. Dentro de este contexto, la hospitalidad ni se escatima ni se rechaza.
Los budistas de Occidente siguen el ejemplo de las antiguas celebraciones tradicionales de Wesak, aunque todavía hay muchos que se encuentran desarrollando su propio estilo, dependiendo de su cultura y de su contexto.

Fuente: www.budismo.com

Inspirate con Ser Azul, seguinos!

RSS
Facebook
Facebook
Instagram
Follow by Email