Un balance de mitad de año.¿Lo estaré haciendo bien?

Balance. Estos son doce deseos e ideas posibles que nos pueden servir de guía para hacer una evaluación interior profunda y diferente. Por Natalia Carcavallo

Tiempos de Balance

De pronto estamos en la mitad del año. Todo sigue cambiando con tanta celeridad que se vuelve necesario actualizar las métricas internas de siempre.

Esta propuesta nos puede ayudar a tomar una perspectiva diferente para responder esa pregunta que late en muchos de nosotros. ¿Lo estaré haciendo bien?

Astrología – Una herramienta para este balance

Ahora que la Astrología ha regresado a la superficie y millones de persona en el mundo están interesadas en aprender y entender, los que venimos hablando este lenguaje desde hace tanto tiempo, tenemos cierta obligación moral y espiritual de dar un paso más allá o de regresar unos largos pasos más acá, más cerca del origen y de lo sagrado.

De todas sus posibilidades infinitas, la propuesta para este tiempo es tomar un aspecto fundamental: el zodíaco como matriz de interpretación de todo lo que podemos ser, vivir y experimentar. En realidad se lo conoce como “el Zodíaco en reposo” y de cierta manera puede ser un mapa y una brújula para comprender cualquier experiencia posible.

Podemos usar este círculo sagrado como matriz y atrevernos a hacer un balance de este tiempo de una manera creativa.

¿De qué manera?

Así como no podemos ser definidos por nuestro género o edad, ni por nuestra ocupación, o por el lugar donde hemos nacido, tampoco podemos sentirnos completos si nos realizamos en una sola parte del nuestro mandala zodiacal.
No solo somos nuestra casa 1 y 7, ni nos consagramos al experimentar la 10. No es suficiente cuando se activa nuestra casa 5, ni nos terminamos de aliviar cuando exploramos la 9. Somos la sumas de todas nuestras partes que juntas crean algo más grande.

El zodíaco nos propone pensar nuestra vida a través de 12 espacios, áreas o casas. Cada una de ellas tiene una razón de ser, una representación simbólica y está relacionada con una energía puntual. Toda esta organización está al servicio de nuestro autoconocimiento y de mucho más.

En este día tan especial para mí, quisiera compartir un punto de inicio para hacer un movimiento de introspección desde una lógica diferente. De paseo por las casas y sus energías análogas, escribí estas 12 ideas en forma de deseo para que sea posible repensar dónde estamos, hacia dónde vamos y qué hemos hecho para llegar hasta aquí, vivos y llenos de posibilidad.

El zodíaco nos propone pensar nuestra vida a través de 12 espacios, áreas o casas. Cada una de ellas tiene una razón de ser, una representación simbólica y está relacionada con una energía puntual.

Balance – El equilibrio resulta de la suma de todas las partes. (Foto: Adobe Stock)

Mi Balance

Hoy cumplo 42 años. Esta es una forma muy personal e íntima de hacer mi balance. Espero que en estos párrafos, otros y otras también puedan encontrar algunas respuestas y quizás, una nueva forma de buscar.

Mis doce deseos

  • Que en tu vida haya siempre personas luchando a tu lado, que se vuelvan compañeros incondicionales y encuentren refugios en las mismas trincheras. Que se defiendan espalda con espalda y que te impulsen a conquistar nuevas tierras. Que haya quienes te animen a abrir las puertas y a iniciar aventuras por caminos insospechados. Que en tiempos de derrota, se queden de pie a tu lado, como soldados, cuidando las fronteras.
  • Que tengas con quienes sembrar y quienes se alegren por tu cosecha. Que compartan valores y que acompañen tu paso al ritmo que sea. Que haya un tiempo para el placer y para el deseo. Que disfrutes de tus sentidos sin olvidar que el Sentido es mucho más que eso. Que tengas tesón, que seas limpio de alma y que la inocencia te valga. Que puedas estar rodeado de otros que fertilicen tu existencia. Que haya momentos donde juntos experimenten el paraíso en la Tierra.
  • Que tengas con quien experimentar hermandad, y así estar más cerca del amor sublime. Que encuentres pares y opuestos. Que seas feliz en el intercambio de ideas. Que nunca olvides, que finalmente esto es un juego y que puedas reír de mil maneras. Que seas puente, que experimentes el poder de la palabra que crea. Que puedas ir y venir hasta que seas uno con el camino. Que honres lo dicho y que cuides los pensamientos. Que en ocasiones, te sea permitido conectar el cielo y la Tierra.
  • Que encuentres en tu familia el alivio de pertenencia. Que sientas el latido del alma que los conecta. Que haya en tu vida personas que sean refugio y amparo. Que puedas contener y ser cobijo para otros. Que jamás vuelvas a sentir orfandad. Que te permitas el tiempo para repararte y para maternarte a vos mismo. Que la vida te ofrezca cuidados, infinita paciencia y amorosidad. Que te reencuentres al fin, con tu familia espiritual y desde allí se geste una nueva conciencia.
  • Que sostengas tu fuego interior, que brilles y que ardas de amor. Que protagonices tu vida, sin miedo a la propia potencia. Que tu luz se expanda y así resplandezcan todos quienes te rodean. Que puedas decir “yo” con orgullo y humildad. Que vivas fiel a vos mismo y en coherencia, que no te traiciones ya nunca más. Que seas capaz de crear y recrear una identidad de honor. Y que al final del día con valentía digas: “Yo me gobierno, Yo me amo, Yo amo, Yo soy”.
  • Que sientas bendita tu diaria tarea, que encuentres propósito en servir sin jamás sentirte servil. Que portes la humildad como bandera y que ayudes a quien se te acerca. Que puedas también dejarte ayudar, la asistencia es un camino de ida y de vuelta. Que encuentres lo sagrado en la rutina. Que puedas discernir. Que seas impecable, que sanes y que en cada detalle encuentres a Dios.
  • Que veas espejos en las personas de bien. Que te devuelvan una imagen justa para que recuerdes quien sos en verdad. Que te encuentres con quienes te completen, mientras te haces capaz de crear a tu propia identidad. Que otros se asocien a tus causas justas y que encuentres tiempos de paz. Que sientas la potencia transformadora de la alegría. Que no temas al desequilibrio cuando estás buscando un eje mejor. Que vivas rodeado de poesía , que la música te vibre, que el arte te atraviese y que te haga despertar. Que portes con conciencia tu tao interior y que la armonía abrace tu vida.
  • Que en tu vida haya quienes sean capaces de acompañarte hasta las puertas del infierno. Que esperen tu regreso con paciencia e incondicionalidad. Que te sientas amado con tus sombras, tus miedos sin importar lo que aún guardes en la oscuridad. Que sientas la alquimia interior y que tu transformación sea testimonio para muchos más. Que encuentres tesoros enterrados y el poder en lo invisible. Que ames con pasión y que el sexo al fin se vuelva sagrado. Que haya magia y profundidad. Que, al fin, junto a otros, puedas dejar tu legado. Que no te avergüences jamás de tu propia intensidad.
  • Que tengas la libertad y la osadía para atreverte a dar un paso más. Que sientas la grandeza, que expandas tus fronteras. Que jamás pierdas perspectiva y que la búsqueda de sentido se transforme en motor. Que goces, que te diviertas y que la alegría te devuelva liviandad. Que honres tus instintos, que dirijas tu flecha hacia un meta que te trascienda. Que nunca olvides preguntarte qué es lo que existe más allá.
  • Que tengas momentos sagrados en que sientas que, al fin, has llegado a la cima. Que el compromiso enaltezca tu identidad. Que sientas y veas a otros por quienes valga la pena el esfuerzo. Que reconozcas el valor de tu estoicismo con humildad. Que honres a los ancestros. Que no olvides que hay fortaleza en la vulnerabilidad. Que te percibas sabio y te reconozcas como tu propia autoridad. Que puedas decir misión cumplida y que siempre haya otra por lograr.
  • Que conserves vivo todo lo que te hace único. Que guardes un poco de rebeldía y que lo creativo rija tu vida. Que siempre sientas que en la diferencia hay unidad. Que tengas amigos y amigas de todo tipo y frecuencia. Que seas testigo privilegiado y creador del futuro. Que encuentres pertenencia sin renunciar a tu individualidad. Que tu vanguardia se haga presente, que la anticipación no te haga sentir en soledad. Y que, al fin, mis queridos amigos, tejamos la red que resista y sostenga a una nueva humanidad.
  • Que puedas emocionarte sin medir las lágrimas. Que haya un sinfín de reencuentros con quienes siempre han sido siempre parte de ti. Que se despliegue en tu interior, la inmensidad entera. Que encuentres refugio en el silencio. Que sueñes, que imagines, que lo invisible te permee y te sostenga. Que vivas cerca del espíritu pero aquí en la Tierra. Que encuentres redención. Que no pierdas la conexión ni el camino de regreso. Que alguna vez puedas volver a sentir a Dios.

Por Natalia Carcavallo
Fundadora y Directora General de
wetoker.com

close
Ser Azul articulos

¿ MÁS INSPIRACIÓN?

REGÍSTRATE PARA RECIBIR LAS ÚLTIMAS NOVEDAD Y CONSEJOS DE ACTUALIDAD

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

También te puede interesar...

Artículos populares

×